Home » Festividades judías » Tishá BeAv » Recetas - Tishá BeAv

Deliciosas recetas sin carne para los 9 días

.
27/07/2022 | por Elizabeth Kurtz

Incluye opciones para pescado, hamburguesas, pasta y sopa.

Los nueve días previos a Tishá BeAv, cuando nos abstenemos de comer carne, pueden ser un desafío para quienes no se sienten cómodos preparando pescado, pasta, pizza o comidas vegetarianas. Estas recetas cambiarán tu actitud y satisfarán tu hambre y la necesidad de tener comidas sabrosas. Son comidas más ligeras, perfectas para el verano.

SALMÓN PICANTE CON HIERBAS Y CUSCÚS ISRAELÍ

Foto de fooandwine.com

Rinde 5 porciones

No tengas miedo del “picante” en el nombre de este plato, porque combina muy bien con las hierbas y el salmón. Si lo prefieres, puedes sustituir la harissa con pimientos rojos asados molidos o puré de tomates deshidratados para obtener una versión más suave.

  • 1 taza de cuscús israelí
  • 1 cucharadita de sal gruesa
  • ¼ cucharadita de pimienta negra molida
  • ½ taza más 1 cucharada de cebollín picado
  • ½ taza de menta picada
  • ½ taza de perejil picado
  • 2 ½ cucharadas de jugo de limón fresco
  • 2 cucharadas de aceite de oliva extra virgen
  • 2 cucharadas de harissa comprada (ver el párrafo anterior si prefieres no utilizar ingredientes picantes)
  • 1 cucharada de agave
  • 1 filete de salmón de 700 gramos, cortado desde la cola

Precalentar el horno a 200°C. Hervir agua en una olla mediana. Agregar el cuscús y una pizca de sal y cocinar, revolviendo, hasta que esté al dente, unos 10 minutos. Colar bien y dejar enfriar.

En un bol, mezclar el cuscús con ½ taza de cebollines, menta, perejil, jugo de limón y aceite. Sazonar con un poco de sal y pimienta.

En otro bol, mezclar la harissa, el agave y los cebollines restantes.

Poner el salmón en una fuente para horno. Frotar la mezcla de harissa por todo el salmón. Sazonar con la sal y pimienta restantes.

Hornear 8 minutos. Encender el asador y asar de 5 a 8 minutos, hasta que esté completamente cocido y ligeramente crujiente por arriba. Cortar el salmón en 5 trozos y servir con el cuscús.

SOPA DE CHAMPIÑÓN Y FARRO

Foto de Emma Fishman, diseño de Dimytrek Brown

Rinde 4-6 porciones

Me encanta este giro para la sopa de champiñón y cebada. El farro es un poco más fibroso y más sano que la alternativa de cebada. Esta receta usa cáscara de parmesano y parmesano rallado, que es un queso duro. Esto requiere esperar 6 horas antes de comer carne, pero lo mismo durante los nueve días no se come carne, así que en mi opinión es una sopa perfecta para esta época del año.

  • 3 cucharadas de aceite de oliva extra virgen, un poco más para rociar
  • 3 dientes de ajo, picados gruesos
  • 1 chalota grande, picada gruesa
  • ½ kilo de champiñones mezclados (como botón, shiitake, ostra y/o maytake), cortados en trozos pequeños
  • ½ cucharadita de sal gruesa
  • ¼ cucharadita de pimienta molida fresca
  • 30 gramos de queso parmesano, rallado fino (alrededor de 1 taza), más la cáscara
  • ⅔ taza de farro
  • 3 cucharadas de salsa de soya
  • 4 tallos de apio, rebanados finos, más unas hojas picadas grueso
  • 1 cucharada de jugo de limón fresco

Calendar el aceite en una olla de hierro fundido grande u otra olla de fondo grueso a fuego medio hasta que el aceite chisporrotee Agregar el ajo y cocinar alrededor de 1 minuto. Agregar la chalota, champiñones, sal y pimienta y cocinar, revolviendo ocasionalmente, hasta que los champiñones estén dorados, 10-15 minutos (al principio la olla se verá seca y luego muy mojada antes de que los champiñones comiencen a dorarse).

Agregar la cascara de parmesano, el farro, salsa de soya y 6 tazas de agua. Raspar cualquier pedacito dorado que esté pegado en el fondo de la olla. Sazonar con una pizca más de sal y pimienta y llevar a hervor a fuego medio-alto. Reducir el fuego y dejar hervir hasta que el farro esté al dente, 15-20 minutos.

Agregar el apio rebanado a la olla y hervir hasta que esté un poco tierno y de color verde brillante, unos 3 minutos. Retirar la olla del fuego; agregar el jugo de limón. Probar y sazonar con sal y/o más salsa de soya si es necesario.

Dividir la sopa en pocillos y poner encima queso parmesano rallado fino y hojas de apio.

BACALAO E HINOJO ASADOS CON SALSA ÁCIDA

Foto de Blaine Moats

Rinde 4 porciones

El hinojo se suaviza cuando es asado. A mí me gusta mucho de esta forma y, honestamente, me parece demasiado fuerte cuando está crudo. Puedes usar otro pescado blanco sustancioso como lubina o dorado.

  • 2 bulbos de hinojo medianos, cortados por la mitad, sin el centro y cortados en gajos delgados, más 2 cucharadas de las hojas picadas
  • 3 cucharadas de aceite de oliva
  • sal gruesa y pimienta negra molida fresca
  • 4 filetes firmes de pescado blanco, de 2,5 centímetros de grosor, como bacalao, mero o merluza
  • 1 pomelo rosado o una naranja grande, o una mezcla de ambos, pelados y seccionados.
  • 2 cucharadas de perejil picado grueso
  • 2 cucharadas de cebollín picado fino
  • 1 cucharada de vinagre blanco

Precalentar el horno a 220°C. Forrar una fuente para horno profunda con papel aluminio. Colocar los gajos de hinojo, mezclar con 1 cucharada de aceite de oliva; sazonar con sal. Acomodarlos en una sola capa. Asar de 12 a 15 minutos o hasta que comiencen a dorarse.

Voltear el hinojo y agregar el pescado. Rociar con 1 cucharada de aceite de oliva. Sazonar con sal y pimienta negra. Hornear por 10 a 12 minutos o hasta que el pescado se desmenuce fácilmente con un tenedor.

Mientras tanto, en un bol pequeño, combina las hojas de hinojo picadas, el pomelo/naranja, perejil, chalota, vinagre y 1 cucharada de aceite de oliva; sazonar con sal y pimienta negra. Servir el pescado con el hinojo asado y la salsa ácida.

ÑOQUIS DE COLIFLOR

Foto de PureWow

Rinde: 6 porciones, unos 30 ñoquis

Los ñoquis están de moda. Las variedades en los menús de los restaurantes son infinitas: de remolacha (betarraga, betabel), de coliflor, de batata (camote) e incluso ñoquis de chocolate. También vi que venden una gran variedad en las secciones de congelados de los supermercados. La mayoría de estos productos empacados no son kasher, así que hice mi propia versión que es deliciosa, sustanciosa y divertida de preparar. ¡A mis hijos les encantan!

  • 4 tazas de cabeza de coliflor, cocidos al vapor y fríos
  • 1 taza de parmesano rallado, y un poco más para servir
  • ⅓ taza de harina de coco, harina de trigo u otra harina
  • 1 taza de mozzarella rallada
  • 2 huevos
  • 1 diente de ajo, picado
  • 1 cucharadita de ajo en polvo
  • 1 cucharadita de sal gruesa
  • Aceite de oliva extra virgen, cuanto sea necesario
  • Salsa Marinara, para servir

Precalentar el horno a 220°C.

Poner la coliflor ya cocida al vapor en un procesador de alimentos y pulsar hasta que parezca migas. Agregar el parmesano, harina de coco, mozzarella, huevos, ajo, ajo en polvo y sal. Pulsar sólo para combinar; no mezclar en exceso.

Forrar una fuente para horno con papel encerado.

Con las manos mojadas, formar cilindros pequeños con unas 3 cucharadas de mezcla y ponerlos en la fuente.

Hornear durante 15 minutos, luego voltear los ñoquis y cocinar 5 minutos más. Alternativamente, calendar una sartén a fuego medio. Agregar 2 cucharadas de aceite de oliva y calentar hasta que chisporrotee. Agregar los ñoquis y cocinar hasta que estén dorados, unos 2 minutos, luego voltearlos y cocinar otros 2 minutos.

Servir caliente, con salsa marinara comprada o preparada en casa, una pizca de parmesano y un chorrito de aceite.

HAMBURGUESAS VEGETARIANAS DE LENTEJAS

Foto de Veganblueberry

Para 5 hamburguesas

Llenas de sabor y nutrición, estas hamburguesas vegetarianas son un excelente almuerzo de domingo o una cena ligera durante la semana. Puedes usar harina de avena sin gluten, ampliamente disponible en los supermercados, o preparar tu propia harina de avena procesando avena en un procesador de alimentos y moliéndola con la cuchilla en forma de S. moler la avena hasta que tenga una fina textura parecida a la harina. De una taza de avena sale más o menos una taza de harina de avena.

  • 1 cebolla pequeña
  • 3 dientes de ajo
  • 2 tazas de lentejas cocidas (usar lentejas ya preparadas o preparar lentejas secas de acuerdo con las instrucciones del paquete)
  • ½ taza de garbanzos en lata, colados y lavados
  • 2 huevos grandes
  • ½ taza de harina de avena, y un poco más para empolvar
  • ½ taza de cilantro o perejil
  • 1 cucharadita de chile (ají) en polvo
  • 1 cucharadita de pimentón ahumado
  • 1 cucharadita de sriracha, salsa de chile (ají) con ajo y otra salsa picante
  • 1 cucharadita de sal gruesa
  • 1 zanahoria, pelada y rallada
  • 2 cucharadas de aceite de oliva

Salsa verde ácida

  • 1 palta (aguacate) grande, sin carozo y rebanada
  • 2 tazas ligeramente llenas de hierbas (por ejemplo, una combinación de menta, cilantro y/o perejil)
  • 1 jalapeño, picado (quitar las semillas y la membrana, cuidadosamente, para reducir lo picante)
  • 2 cucharadas de jugo de limón fresco
  • 1 diente de ajo
  • ½ cucharadita de comino molido
  • ½ cucharadita de cilantro molido
  • 1 cucharadita de sal gruesa
  • 3 cucharadas de aceite de oliva
  • Panes de hamburguesa, para servir

En un procesador de alimentos con la cuchilla en forma de S, pulsar la cebolla y el ajo hasta que estén picados grueso. Agregar las lentejas, garbanzos, huevos, harina de avena, cilantro, chile en polvo, pimentón ahumado, sriracha y sal. Pulsar hasta que tenga trozos, no que esté suave. Agregar la zanahoria rallada.

Mojarse un poco las manos y dividir la mezcla de lentejas en 6 porciones. Darles forma de hamburguesas de como 2,5 centímetros de espesor (si la mezcla no está manejable, agregar un poco más de harina de avena). Espolvorear ligeramente con harina de avena por ambos lados.

Calentar una delgada capa de aceite en una sartén grande a fuego medio. Cuando el aceite esté caliente, cocinar las hamburguesas hasta que estén doradas por abajo, unos 4 ½ minutos. Voltear las hamburguesas cuidadosamente con una espátula y seguir cocinando hasta que el otro lado esté firme y dorado, unos 4 ½ a 5 minutos más. Agregar más aceite a la sartén si es necesario y repetir con las hamburguesas restantes.

Para preparar la salsa verde ácida: en un procesador de alimentos, procesar la palta, hierbas, jalapeño, jugo de limón, ajo, comino, cilantro y sal gruesa. Rociar el aceite de oliva mientras la maquina está funcionando. Procesar hasta que esté suave.

Servir las hamburguesas sobre panes con la salsa verde ácida y agregados a tu elección.




linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram